el encuentro con un escritor

alli me encontraba, casi perplejo por las palabras, ensimismado y al mismo tiempo abierto como una puerta… cada palabra parecia dirigirse hacia mi con una contundencia de la cual aun no me puedo reponer…

hoy debo decir me quede sin palabras… y aun guardo las de ese escritor… entre mis manos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *