sabor a limón

Sabor a limón
agridulce de día
amargo en mi vida,
mi noche sabe a limón;
soledad que te marca
humareda de tinta
que se desborda a la ida.
Amor que se va
entre lágrimas que piden más
y el ambiente que pide hablar.
Dónde esta
aquel triciclo veloz
que nos enseño a volar.

Mañana nos veremos al andar
bajo el sol que sabe a limón.

Tu cuerpo
es el que sabe a melocotón
y de vez en cuando a limón,
beso sin saber
entre mis sueños
y entre estos versos,
con tus besos me voy a un cielo
de rosas y flamencos;
será de canela tu candor
o tal vez la ilusión un triste rumor.

Sabe a sabor
de melocotón
sabe a jardín de cristal
a fresca hierbabuena
a dulce de saxofón…

Por eso me gustaría
quedarme al lado de tu cuerpo de melocotón
y no en la vida que sabe a limón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *