confesiones de un lugar donde usted no ha estado

confieso que a veces, en días como hoy, extraño encontrármela, saborear sus letras…

siento un poco que la distancia pesa, que mis brazos desean que pronto el tiempo llegue, que el reloj se detenga a punta de besos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *