caminos moteados

muchas veces te veo de lejos y de cerca, a veces me quedo mirándote mas que de costumbre, observo tu forma de sentarte y cruzar las piernas sobre las sillas, o como tomas un cigarrillo…
ayer divague por tu piel moteada con mis labios, ayer respiré brevemente el sabor de tu cuerpo, me resbalé una y otra vez por las siluetas de tu camiseta blanca, con mis labios sentí el alabeo de los tuyos.

ayer cerré los ojos y te mire con mis labios… 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *